Lo que el 2010 se llevó…

A punto de finalizar el año, nunca está de más hacer una pequeña recapitulación de lo que nos depararon los 365 días que ya han volado. Además, este fue un año interesante, no sólo por los nuevos equipos y sistemas presentados, sino porque al estar inmersos en plena crisis económicas muchos planteamientos se han visto modificados o cuando menos cuestionados.

Hemos tenido de todo: desde grandes avances técnicos hasta ver que lo que parecía un éxito seguro se está desinflando por momentos. Así que sin más dilación, recordemos lo que el 2010 dio de si:

Llegada del Blu-ray 3D

La primera en la frente: cuando aún no acabábamos casi ni de desempaquetar los nuevos reproductores Blu-ray que nos habían regalado en Navidad, se aprueban las especificaciones de lo que será el nuevo formato del futuro: el Blu-ray 3D. Los primeros equipos no se hicieron esperar y ya en el verano de 2010 tuvimos las primeras unidades compatibles con este formato.

Ni que decir tiene, que los antiguos reproductores Blu-ray no servían para reproducir los éxitos del momento en 3D e incluso los nuevos equipos tuvieron sus más y sus menos con ellos. La cosa se complico cuando los fabricantes se aseguraron películas en exclusiva para relanzar su equipamiento de hardware en 3D, lo que dio lugar a pequeñas burbujas interneteras, como los más de 300$ que se llegó a pagar en Ebay por una copia del Blu-ray 3D de "Avatar". A todo esto, los chinos no se dormían en los laureles y sacan su propio sistema 3D en competencia directa con el que se proponía desde occidente: nacía el CBHD 3D

¿Fiasco del Google TV?

Casi a punto de coger las vacaciones, tres de los mayores gigantes de la industria del entretenimiento, Sony, Google y Logitech, nos alegran el día con el lanzamiento de lo que se supone va a ser una nueva fórmula revolucionaria de ver la televisión: el Google TV.

A medio camino entre un PC y un televisor, la apuesta de estos dos grandes de las comunicaciones no puede ser mejor recibida. Con entusiasmo y alabanzas hace su entrada en escena lo que se supone un nuevo método de ver la televisión: ahora es el espectador el que se confeccionará a su gusto su propia parrilla televisiva. Se acabó eso de esperar a ver qué echan en la tele o llevarse el chasco padre por culpa de la contraprogramación de último momento.

Lo que en un principio parecía muy bonito (demasiado bonito para ser verdad) se encontró con el rechazo frontal de todos los estudios de Hollywood, que cerraron a cal y canto (y sin previo aviso) el acceso a todo su contenido desde la plataforma de Google. Por si eso fuera poco, a las pocas semanas de salir al mercado, los primeros análisis dejan al sistema por los suelos. A partir de ahí ya ha sido todo cuesta a bajo: que si Google implora a los fabricantes que no presenten sus equipos Google Tv en el CES, que si Logitech ha parado la producción ... o no.. de su Logitech Revue. En definitiva, un desastre.

Como se ha visto, las intenciones eran buenas, pero con la Iglesia ejem...quiero decir, con los intereses de las productoras de Hollywood hemos topado. Parece que la película todavía no acaba aquí, así que habrá que seguir con sumo interés los derroteros que tomará esta plataforma en el año entrante.

La Televisión en HD llega a España

El 2010 comenzaba con las primeras emisiones en pruebas de Alta Definicion en España. Como suele ser habitual en estas cosas, eran TVE y la TV3 catalana, las que se llevaban la palma: el resto del país a verlas venir. Es más, dada la inseguridad jurídica que propiciaba la falta de una normativa que especificase las características técnicas de nuestras futuras emisiones en Alta Definición, los fabricantes ni se dignaban a presentar la mayoría de televisores con sintonizador TDT-HD en España.

Eso se acabó cuando tras muchas chapuzas, dimes y diretes, por fin el gobierno aprueba el Real Decreto que regula las emisiones en HD. Con marco jurídico definido, suceden tres cosas:

1º- Que los canales en pruebas (TVE-HD y TV3) paradójicamente continúan en pruebas.

2º- Que las cadenas privadas se lanzan como lobos a "emitir" en supuesta Alta Definición, lo que propicia la aparición de tres nuevos canales a nivel nacional: Tele5 HD, Antena 3 HD y LaSexta HD.

3º- Que en España YA NO se pueden vender televisores de más de 21 pulgadas SIN sintonizador TDT-HD.

Como siempre, las cosas en este país son una chapuza, así que los novísimos y flamantes canales HD se dedican a emitir en reescalado (o sea, nada de HD) y los únicos que emiten HD de verdad (1080i) son los que continúan "en pruebas". El colmo del paroxismo se produce con el mensaje navideño del Rey, que ni uno solo de los canales privados emite en HD real (a pesar de que TVE estaba produciendo la señal a 1080i). En fin... esto es Ejpaña...

El alquiler en vídeo bajo demanda por fin en España

Tras años de ver con envidia como europeos y norteamericanos podían acceder on-line y en tiempo real, a alquilar aquella película, documental o serie que les diese la gana de forma sencilla e instantánea (vamos, lo que viene siendo el vídeo bajo demanda), en nuestro querido terruño todavía continuábamos bajando al videoclub de la esquina para poder ver el último estreno del momento.

Eso se acabó cuando, como no, Apple rompió esquemas y con la presentación de su nuevo Apple TV 2010, trajo el alquiler on-line al salón de casa. La reacción no se hizo esperar y en pocos meses, Movistar (con su Imagenio Videoclub) le siguió los pasos. Algo que repitieron el resto de contrincantes: desde la gallega Blu:sens hasta el gigante de telecomunicaciones Vodafone, pasando por Samsung o la mismísima Digital+. La cosa se puso tan caliente, que hasta se rumoreó que Netflix podría desembarcar en España.

Dune presenta el HD MAX

Este 2010 supone el fin de la búsqueda el reproductor multimedia definitivo: la casa Dune presentaba el HD MAX, el Rolls Royce de los reproductores.

Además de reproducir cualquier cosa que le eches encima, estamos ante un sistema modular que se puede ampliar a medida del usuario. Desde añadirle un disco duro, hasta un reproductor blu-ray. Y es que niños y niñas, este equipo es como si fuese un reproductor Blu-ray completo, con reproducción de Full Menu en BD ISO.

Por si eso fuera poco, admite reproducción en red y hasta la instalación de stick USB que lo convierten en un receptor de televisión en Alta Definición. De hecho, se le pueden conectar hasta dos de estos stick, lo que permitirá grabar un canal mientras ves otro.

Videocámaras Sony y Panasonic impresionantes

Este 2010 también ha sido el año de la revolución dentro de las videocámaras profesionales. Seguramente que bajo la presión de los nuevos equipos presentados por la casa RED, Panasonic y Sony mueven ficha anunciando sendas videocámaras broadcast de impresionantes prestaciones a precios más que asequibles (para lo que es, este tipo de material).

Sony nos asombraba con su PMW-F3K, un equipo con sensor de tamaño Super35mm y con sistema de lentes intercambiables. Eligiendo el XDCAM como formato de grabación, aunque también es compatible con sistemas más "domésticos" como el HDV. Eso si, tendremos que utilizar caras tarjetas SxS como soporte de grabación.

Por su parte, Panasonic también movía ficha con la presentación de su videocámara micro cuatro tercios AG-AF100. En este caso tenemos un sensor MOS de 4/3 de pulgada, también se incluye sistema de lentes intercambiables, pero se ha optado claramente por un codec más doméstico que otra cosa: AVCHD PH (con bitrate máximo de tan sólo 21mbps). Eso sí, el precio muy asequible: 4.305€.

Seguramente nos hemos dejado muchas otras cosas en el tintero, pero a grandes rasgos estos han sido los grandes acontecimientos que marcaron el año que vamos a dejar. Ahora solo resta mirar hacia delante y comprobar por nosotros mismos lo que nos deparará el mundo de la electrónica en los siguientes 365 días...