La tecnología OLED no es sólo para pantallas de televisión

Aunque por aquí siempre que hablamos de pantallas OLED damos por supuesto que nos referimos a equipos destinados a televisores o cualquier otro equipamiento electrónico similar, en realidad los paneles OLED tienen otros muchos usos, siendo el de iluminación uno de los principales.

Es una forma rápida, ligera y práctica de "poner" iluminación en lugares que de otra forma sería imposible. Ese es el caso de la nueva linterna Oled que acaba de presentar Toshiba en Japón y que está pensada para ayudar en las labores de rescate de las zonas afectadas por el reciente terremoto. Con una capacidad lumínica de 53 lúmenes, funciona a través de 4 típicas pilas AAA (aunque también es posible alimentarla a través de batería y USB). Con una autonomía de 2 horas con pilas (20h en el caso de utilizarla al 10% de su potencia normal) y hasta 3 veces más en el caso de utilizar baterías, se convierte en el complemento ideal para situaciones extremas.

Otro de los usos un tanto sorprendentes de esta tecnología, es el denominado Proyecto TSUNAGARI. Desarrollado por Mitsubishi Electric en colaboración con el Museo Nacional de Ciencia Emergente e Innovación, representa en una esfera de nada menos que 6 metros de diámetro de la tierra vista desde el espacio.

Esta esfera está compuesta por la impresionante cifra de 10.362 paneles OLED, de un tamaño de 96 x 96mm. Una vez instalados en el armazón de aluminio y situado a una altura de 18 metros de altura, da la impresión de estar viendo a la tierra desde el espacio. Definitivamente, un invento impresionante.

Investigando sobre el tema, he encontrado un impresionante vídeo de esta famosa esfera en vivo y en directo. La verdad es que impresiona, no sólo por sus dimensiones, sino por la calidad de la imagen. Os dejo con ella: